Noticias

FUDEN y la Diputación de Jaén apoyan la salud infantil en Nicaragua


FUDEN y la Diputación de Jaén apoyan la salud infantil en NicaraguaLas enfermeras del Hospital Infantil Manuel de Jesús Rivera "La Mascota", en Nicaragua, han recibido nuevo equipamiento sanitario para los cuidados de salud infantil gracias a la ejecución de un proyecto de apoyo al trabajo que realizan llevado a cabo por la Fundación para el Desarrollo de la Enfermería (FUDEN) y la Diputación Provincial de Jaén, en colaboración con la Dirección Nacional de Enfermería, dependiente del Ministerio de Salud nicaragüense.

Entre el material donado, destacan tres equipos sanitarios para maletín mochila de emergencia, compuestos por cánulas, nebulizador pediátrico, humificador con adaptador y cilindro de emergencia con carretilla transportadora y regulador de yugo de oxígeno. El equipamiento se completa con nebulizadores, tensiómetros, balanzas y estetoscopios pediátricos, cintas neonatales, estetoscopios para adultos, y termómetros digitales, entre otros artículos.

Promoción de la salud infantil
Esta iniciativa de FUDEN y la Diputación Provincial de Jaén pretende contribuir a la promoción de la salud de los niños entre cero y cinco años que viven en el Distrito II de Managua, en torno a 1.600 menores, a los que atiende el Hospital Infantil Manuel de Jesús Rivera "La Mascota". La zona, donde se halla también el vertedero de La Chureca, presenta una elevada prevalencia de desnutrición crónica entre los niños, que aumenta los índices de morbimortalidad infantil debido a diarreas y enfermedades respiratorias, entre otras patologías infecciosas.

Las más de 200 familias del entorno del vertedero de La Chureca sobreviven en unas condiciones de pobreza extrema a partir de la recolección y venta de los desperdicios de la basura. En este contexto, los niños menores de cinco años son el colectivo más vulnerable, con deficientes condiciones higiénicas y sanitarias, insuficiente disponibilidad de alimentos para responder a las necesidades nutricionales, trabajo infantil, violencia sexual, intoxicación por plomo y alta incidencia de VIH y otras enfermedades de transmisión sexual, así como creencias y hábitos alimenticios nocivos.