Noticias

Cómo prevenir un golpe de calor

Que el calor no te golpee ¡Hidrátate!

Consejos: Hidratarse, ropa cómoda y clara, no realizar ejercicio físico a horas de mayor calor.  

Una ola de calor en verano puede conllevar ciertos problemas para la salud. La más conocida y usual es el "golpe de calor", un cambio brusco de temperatura corporal que aumenta hasta superar los 40ºC al exponerse al sol durante largo tiempo, debido a las altas temperaturas o a un excesivo ejercicio físico en horas de mucho calor. 

Desde la Fundación para el Desarrollo de la Enfermería, FUDEN, queremos mentalizar la importancia de una buena hidratación en verano y la trascendencia de manterse en lugares frescos y evitar el ejercicio físico en horas de altas temperaturas (de 12 a 17 horas). La edad es un factor determinante entre los que sufren estos golpes de calor, siendo los niños y los ancianos los más vulnerables a padecerlo. 

En la siguiente infografía veremos síntomas, prevención y actuaciones ante este tipo de hipetermia grave, que cada vez son más frecuentes con el cambio climático. 

El consejo fundamental es la hidratación. Beber agua de manera constante a lo largo del día puede evitar en gran medida un golpe de calor, pues ayuda a regular la temperatura del cuerpo y mantenerse fresco. Con la sudoración que provoca el calor, el cuerpo pierde agua y es importante reponerla, sin esperar a tener sed.

El uso de gorras, sombreros y camisetas ayuda a repeler el sol directo, así como los colores claros en la ropa cómoda. 

En el caso de padecer un golpe de calor o ser testigo de que alguien lo padece, debe llamarse de inmediato al 112 y tumbar al afectado en un lugar fresco, hidratarlo e intentar bajarle la temperatura por medio de paños fríos por todo el cuerpo. Jamás dejes solo al afectado y espera a que los servicios técnicos lleguen para atenderle.

En verano hay tantas horas de sol que no hace falta disfrutarlas a las horas de mayor calor. Disfruta de buena temperatura antes de las 12 del mediodía y después de las 17 horas. Ponte tu gorra, agarra tu botella de agua y no dejes que el calor te amargue las vacaciones.

¡Feliz verano!

infografía golpe de calor